Deporte infantil: Nuestros hijos y este saludable hábito

Posted on

Deporte infantil ¿Cómo educar a nuestros hijos en este saludable hábito?

El deporte infantil en la infancia es de vital importancia, no solo para su desarrollo físico sino también para el mental. En los últimos años hemos visto como cada vez más niños sufren en edades tempranas de obesidad y problemas derivados del sobrepeso. ¿Cómo solucionar este tema?

La solución al problema del sobrepeso la encontramos en el deporte claro está y en una alimentación sana y equilibrada. En especial en las grandes ciudades los hábitos han cambiado mucho y los niños han robado horas al juego en la calle (correr, saltar, etc.) para dedicárselo a los videojuegos o a navegar por internet bien sea con la Tablet o el ordenador. Esto ha traído como consecuencia que en muchas ocasiones los niños suman a un menor movimiento una dieta que no es tan sana como debería de ser.

El deporte InfantilHacer deporte en edades tempranas es muy importante como hemos dicho anteriormente, no solo para que el cuerpo se mantenga ágil y fuerte, también a nivel mental y de sociabilidad del niño tiene un papel destacado.

El ejercicio y la competición deportiva educan al niño en los valores del sacrificio y el esfuerzo, así como en el compañerismo. En los juegos de equipo se educa al menor en la necesidad de trabajar en equipo para lograr los objetivos y en los individuales por sacar lo mejor de uno mismo. Como ya se puede vislumbrar, no son más que lecciones de vida que serán de gran utilidad para un futuro personal, tanto en el plano de la vida en general como en el laboral y de interrelación con los otros.

Una de las labores más importantes es la tutorización por parte de los profesores en la práctica del deporte. En el caso de llevarle a jugar en equipo, ya sea fútbol, baloncesto, balonmano, etc.  Debemos conocer a ser posible al profesor y preguntarle por la marcha del chico, tanto por su juego como por la relación con sus iguales, de esta manera estaremos más al tanto de conductas que sean irregulares si se da el caso.

Como es normal también debemos escuchar al niño y que nos cuente que tal le va, lo agradecerá y se sentirá bien, eso sí no cometamos el error de presionarle. Existen muchos casos en los que los padres van a ver jugar a su hijo y no solo no dejan al niño disfrutar del juego, sino que llegan incluso a convertir el partido en una losa pesada para el niño.

Todos hemos visto en campos de fútbol o pistas de baloncesto a padres gritando al niño y haciendo casi una labor de entrenador. Hay que olvidarse de estas prácticas y dejar al entrenador o tutor del niño que disfrute del juego, la actividad física debe fluir y el niño no debe verse inmerso en deseos o frustraciones de los padres que luego desgraciadamente en muchos casos termina pagándolo el padre.

Con frecuencia vemos como los padres no escuchan demasiado al niño y lo apuntan a actividades extraescolares que no son de su agrado, en el caso específico del deporte, hay que intentar escuchar al niño lo máximo posible y si es posible animarle a que practique el deporte que le atraiga más. De nada valdrá llevarle a jugar al fútbol sino le interesa lo más mínimo, recordémoslo, los niños no tienen muchas veces los mismos gustos de los padres.

Esperamos que estos consejos te hayan sido de utilidad a la hora de educar al niño, el deporte infantil es de gran importancia para su desarrollo, hagamos de ello una grata experiencia para el niño.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s